El mundo de los videojuegos se rige cada vez más por sistemas complejos de control. Mil combinaciones de botones disponibles ante nuestros ojos. Por eso, el ecosistema de juegos para Android suele calmar nuestra sed por buscar algo más sencillo con videojuegos a los que podamos jugar a base de toques simples en la pantalla. El problema es que está casi todo visto. Sentenciado. Es difícil encontrar cosas nuevas bajo esta aparente simpleza de control, pero buscando y rebuscando se pueden encontrar cosas bien ricas. Leap Day es una de ellas.

Leap Day

El mundo de Leap Day se rige por muy pocas normas. La primera es que no podemos controlar el movimiento de nuestro personaje. Camina de lado a lado de la pantalla sin que nosotros podamos hacer nada. Nuestra misión es hacer que nuestro amarillo avatar llegue lo más arriba posible y esto se consigue con la segunda norma que rige el título: cada vez que tocamos la pantalla, el personaje salta. Algo que podemos hacer hasta un máximo de dos veces logrando el ansiado doble salto que conocemos de tantos juegos.

Sé que por ahora no hemos visto nada nuevo pero vamo a calmarno’. La chicha reside en la tercera norma y es que nuestro personaje podrá apoyarse en toda superficie posible, haciendo que podamos ejecutar un salto (o doble salto) desde ahí de nuevo. Además, al apoyarnos en esa superficie empezaremos a deslizarnos lentamente hacia abajo, algo que nos será muy útil en algunas ocasiones. La cuarta norma —o quinta, que ya no estoy muy cabal— es que todo elemento ajeno a nosotros va a intentar acabar con nuestra vida. Enemigos de todos los tamaños y colores, afilados pinchos, trampas diversas… El manual 101 de enemigos de videojuegos en todo su esplendor.

Leap Day

Un planteamiento así probablemente acabaría con nuestra salud debido a la intensidad que rodea todo el juego de Nitrome. Intensidad y muerte. Porque la muerte es algo muy común en este videojuego. Pero no hay que preocuparse demasiado por ello ya que Leap Day nos da un pequeño resquicio de paz y tranquilidad tras subir unos cuantos pisos. Encontraremos multiples checkpoints en los que podremos salvar nuestro progreso hasta ahora. Para activarlos, deberemos usar las frutas que encontraremos en nuestra ascensión. 20 en total. O bien podremos ver un anuncio de treinta segundos. Que el juego nos otorgue esta flexibilidad es algo a aplaudir puesto que lo normal será poder conseguir con relativa facilidad las frutas que el juego demanda cada cierto tiempo. Además, también podemos optar por ignorar el punto de salvado y seguir nuestra subida. O bien pagar por un juego sin anuncios de una tacada. La elección es nuestra.

El juego termina cuando llegamos hasta un trofeo. Ya podemos quitarnos el sudor y las lágrimas de nuestro rostro. Pero la cosa no acaba ahí ya que los niveles que Leap Day nos propone cambian cada día. Sí, cada día encontraremos nuevos niveles. Leap Day es un juego en el que encontraremos una nueva localización, nuevos monstruos y nuevas trampas del mal esperándonos cada vez que nos levantemos. No se puede pedir más. Bueno, quizás sí, ya que el aspecto gráfico y sonoro está muy por encima de la media. El juego entra por nuestros sentidos con una facilidad pasmosa y no es raro encontrarnos en algún momento disfrutando del estallido audiovisual de colores y chiptune que el título de Nitrome nos propone.

Leap Day

Leap Day funciona, y muy bien, gracias a sus mecánicas. Sé que probablemente se trate del comentario más trivial que vas a leer hoy —o en toda la semana— pero la simpleza del videojuego hace que una idea pequeña se convierta en algo maravilloso. El hecho de encontrarnos nuevos niveles cada 24 horas hace de Leap Day un producto infinito. Es imposible dejar de disfrutar de este videojuego aunque os aconsejo cierta moderación. Cuando menos te lo esperes te encontrarás jugando sin parar a esta pequeña joya desarrollada por Nitrome.

Leap Day para Android en Uptodown [APK] | Descargar

3 Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here