Facebook, Dropbox, Skype, Youtube… ¿a qué dedicamos los europeos nuestro ancho de banda? Pues principalmente a la descarga de archivos. Así lo ha revelado un estudio de Sandvine en el que BitTorrent ocupa el primer puesto del uso de tráfico total, con un índice muy superior al recogido el trimestre anterior.

Así, el 18% del tráfico europeo está dedicado a BitTorrent, que en horas punta alcanza hasta el 48% del tráfico total. Es un dato que va en aumento si lo comparamos con los datos del primer trimestre, que registraba un 17,36%. El caso contrario lo encontramos en Estados Unidos, donde del 20% registrado ha caído hasta el 7%, unas cifras muy reveladoras sobre el tratamiento del acceso a los contenidos en ambos puntos.

Subida y bajada

Los registros que se han obtenido en el estudio, que ponen a BitTorrent en el punto más alto de la tabla en el tráfico de subida, colocan en segundo lugar a Youtube y en tercero la carga de páginas HTTP, que varían su posición en la tabla de descargas, donde Youtube está a la cabeza, seguido de las HTTP y BitTorrent.

Estudio

Publicidad

La importancia de este último es cada vez mayor en este continente, cuya predilección por las descargas P2P no parece tener un fin futuro, debido a la falta de alternativas que se nos presentan en este lado del charco.

La siguiente tabla muestra los registros de Estados Unidos, en la que se ven variaciones importantes con respecto a los resultados de los europeos.

Estudio EEUU

Por qué

Son muchas las teorías o razones por las que los europeos dedicamos nuestro ancho de banda a BitTorrent, de por qué va en aumento y los motivos por los que los norteamericanos han reducido su uso, pero se entiende que el fácil acceso a contenidos audiovisuales en EEUU de forma legal por parte de las propias compañías, siempre de forma legal, ha provocado que los usuarios se muden a estas plataformas que garantizan el visionado de sus series favoritas sin caer en la piratería.

Este hecho evidencia que el usuario de a pie busca consumir series y películas sin necesidad de caer en el delito de las descargas ilegales, poniendo sobre la mesa una nueva forma de ver y entender la industria.

Europa necesita alternativas de pago competitivas de visionado y descargas, que en Estados Unidos llevan el nombre de Amazon Instant Video o Netflix. En países como España no existe prácticamente ninguna opción que convenza a los usuarios, ya que las pocas que hay suelen tener un catálogo muy reducido o cuentan con precios que no son del gusto de todos, por lo que los programas de descarga P2P seguirán estando a la orden del día en Europa.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.