Existe muchísima gente que se autodenomina un buen informático (sea cual sea esta definición tan vaga), pero muy pocos son verdaderamente buenos programadores. De hecho, en muchos países industrializados hay una terrible carencia en este campo al no existir una cultura de la algoritmia bien integrada en el sistema educativo. Para subsanar esto, existen muchas iniciativas que pretenden incluir nociones básicas de programación en edades tempranas. CodeSpark es una startup californiana que intenta apuntar en esta dirección, encontrándose entre sus proyectos este The Foos, un divertido juego gratuito para Android que introduce conceptos de programación a los más pequeños.

¿De qué sirve aprender a programar tan pronto?

Aquí está el terrible problema que afecta a muchísimas estructuras educativas y empresariales. Programar no consiste solo en conocer unos cuantos lenguajes de programación, sino en tener una base de conocimientos lo suficientemente sólida como para plantear soluciones inteligentes a todo tipo de problemas. Ahí entran nociones de lógica, matemáticas y por qué no, una intuición que solo la práctica puede proporcionar. Saber optimizar nuestros recursos para encontrar la solución a un problema va mucho más allá de tener un saco de certificaciones .NET y  tres cursos de Java.

the-foos-screenshot-1

La eduación no debe regirse principalmente por la adquisición inflexible de conocimientos, sino por la capacidad para aprender a deducir y desenvolverse ante problemas de difícil solución. Esas capacidades no se obtienen precisamente haciendo un curso de verano o un master en el extranjero, pues se trata de aptitudes tan arraigadas a la personalidad y carácter del individuo que la única forma de interiorizarlo correctamente es explicándolo en edades tempranas.

¿Cómo puedo enseñar a programar a un niño?

Hay un fallo de nomenclatura aquí que enlaza precisamente con lo expuesto. No se enseña a programar, sino a plantear algoritmos y a entender el esqueleto de una estructura imperativa. La mecánica de The Foos va en esa dirección. El objetivo del juego es ir superando niveles en los que debemos planificar una secuencia previa de acciones para que nuestro personaje las realice posteriormente. El objetivo varía en cada nivel suele variar, y todo está al servicio de conseguir una progresión lenta que vaya introduciendo nuevos elementos.

Así, empezaremos insertando acciones básicas secuenciales al estilo de «muévete un paso a la derececha» o «da un salto hacia arriba», y la cosa se complicará hasta tener que usar diversos tipos de estructuras de control donde incluso tendremos que planificar estructuras estilo si-entonces o bucles con un número determinado de iteraciones. Dicho en frío puede resultar muy cuesta arriba, pero si engalanamos todo esto con unos adorables gráficos 3D y una interfaz intuitiva, para un crío será coser y cantar.

Qué ofrece la plataforma CodeSpark

The Foos es el primer gran proyecto de CodeSpark; su punta de lanza a la hora de ofrecer alternativas educativas que puedan aplicarse de forma natural a los actuales sistemas educativos. De hecho, en su web oficial pueden encontrarse todo tipo de ayudas y complementos para que el profesorado pueda seccionar el juego en lecciones y así llevar un control real sobre los alumos que lo usen.

The Foos está disponible de forma totalmente gratuita para Android e iOS, aunque también puede accederse desde el navegador web. Una vez que completemos todos los niveles de la app siempre puede continuarse la formación a través de los diversos cursos y tutoriales de la plataforma Code Studio.

Más información | Web oficial de CodeSpark

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.